Lo que se lleva este invierno

Es evidente para todo el mundo que este invierno está siendo bastante diferente al del año pasado. En 2011, la circulación general tenía bastantes episodios donde se volvía muy meridional y así el aire polar -de origen marino- casi alcanzaba Canarias; es más, el año pasado llegó a nevar de verdad en Gran Canaria dos veces, una de ellas casi a finales de marzo, bajando la nieve casi hasta los 1000 m de altitud. La cantidad de agua que se recogió también estuvo por encima de lo normal y los barrancos volvieron a correr como pocas veces antes.

Este invierno en cambio, el anticiclón de las Azores está muy fuerte, muy al norte y bloquea muchas de las entradas de aire que son habituales en la Península y hasta en Canarias. En su lugar, este año empezó más bien con un invierno cálido, valores de la Oscilación del Ártico (AO) bastante positivos. Pero hace un par de semanas, el índice ha cambiado:

Junto a este cambio, aparece la pieza de moda este invierno: las coladas de aire siberiano junto a vaguadas retrógradas -vaguadas con el eje dirigido muy hacia atrás- como se ve en esta composición:

Vemos un centro de bajas presiones sobre Rusia, una vaguada retrógrada sobre el Sur de Europa -que afecta bastante a Italia- y una vaguada secundaria, también con un eje retrógrado, que se sitúa sobre el Norte de África, Argelia concretamente. Las tres aparecen con un núcleo rojizo que caracteriza su carácter frío.

Como decía en la entrada anterior, estas áreas de color rojizo-anaranjado son la forma de representar en la imagen el aire frío pero seco, muy diferentes de las áreas rojizo-azuladas que se ven al norte y que traen aire polar con una fuerte componente marina, con cierta carga de humedad.

Es muy interesante también las dos bajas que están al norte y sur de Islandia, que se corresponden casi con los modelos ideales de formación y evolución de ciclones extratropicales. Todos estos detalles se aprecian también en esta imagen complementaria, del canal de vapor de agua:

Este invierno es poco habitual, si, pero no anormal. Si pasó en 1956 es que YA PASÓ algo muy parecido antes y en consecuencia, el cambio climático no debe de tener NADA QUE VER aquí…

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Fenómenos meteorológicos, Fotos del tiempo, Meteorología y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s